Las ventas del Grupo Renault crecen un 3,2% y su cifra de negocio cae un 2,3%

Las ventas del Grupo Renault han crecido un 3,2 por ciento hasta alcanzar los 3,9 millones de unidades integrando las marcas Jinbei y Huasong desde el 1 de enero de 2018, mientras que su cifra de negocio baja un 2,3 por ciento hasta los 57.419 millones de euros (de los cuales 3.040 millones son de AvtoVAZ, que ha subido un 11,5 por ciento). A tasa de cambio constante, la cifra de negocio habría crecido un 2,5 por ciento. Según apuntan desde la multinacional, la compañía mantiene un nivel elevado de margen operacional con un entorno inestable en el segundo semestre.

A juicio del director general de Renault, Thierry Bolloré, “El Grupo Renault ha mantenido en 2018 unos resultados históricos a pesar del deterioro de su entorno. Los resultados comerciales y financieros demuestran la resiliencia de la empresa y su rapidez para adaptarse a un ambiente más complicado. Estos resultados son producto de una estrategia clara, de una ejecución cada vez más exigente y de los esfuerzos de todos los colaboradores del Grupo”.

El margen operacional del Grupo es de 3.612 millones de euros, lo que representa un 6,3 por ciento de la cifra de negocio, frente a un 6,6 por ciento en 2017. Sin considerar el impacto IFRS 15, el margen operacional debería haber alcanzado el 6,5 por ciento, cayendo 0,1 puntos con respecto a 2017.

El margen operacional del Automóvil sin AvtoVAZ desciende 545 millones hasta los 2.204 millones y consigue el 4,3 por ciento de la cifra de negocios, frente al 5,1% en 2017. Además de un efecto volumen negativo de 329 millones de euros, este descenso se explica por un entorno desfavorable tanto por las divisas con un impacto de -526 millones de euros, como por las materias primas (-356 millones de euros). Para contrarrestar estos efectos negativos, el Grupo ha continuado con su política de control de costes con un impacto positivo de la actividad Monozukuri por valor de 421 millones de euros y de las subidas de precios, conduciendo a un efecto mix-precio-enriquecimiento positivo por valor de 261 millones de euros.

La contribución de la Financiación de las ventas al margen operacional del Grupo se eleva a 1.204 millones de euros, frente a 1.050 millones de euros en 2017. Esta subida de cerca del 15 por ciento está relacionada principalmente con los buenos resultados comerciales de los últimos años.

Por otra parte, el resultado de explotación del Grupo es de 2.987 millones de euros frente a 3.806 millones de euros, un descenso que consideran que se explica principalmente por el impacto de la crisis en Argentina y las provisiones relacionadas con el programa de jubilaciones anticipadas en Francia.

En total, el resultado neto es de 3.451 millones de euros frente a 5.308,2 millones de euros en 2017. Este descenso proviene principalmente de una menor contribución de Nissan, que cae 1.282 millones de euros (1.540 millones de euros, frente a 2.799 millones en 2017). Al respecto, en un comunicado recogido por Ical recuerdan que en 2017 Nissan se había beneficiado de efectos positivos no recurrentes por valor de 1.021 millones de euros ligado a la reforma fiscal votada a finales de 2017 en Estados Unidos y a los ingresos de la cesión de la participación en Calsonic Kansei.

El resultado financiero asciende a -353 millones de euros, frente a -391 millones en 2017 (considerando una modificación del método de contabilidad de los títulos participativos). La mejora de la deuda del Grupo permite absorber una carga de 31 millones de euros en relación a la aplicación de las reglas contables como resultado de la transición a la hiperinflación en Argentina.

Asímismo, el ‘free cash-flow’ operacional del Automóvil, incluyendo AvtoVAZ con 115 millones de euros, es positivo por valor de 607 millones de euros. Tiene en cuenta el impacto positivo en la variación de necesidades de fondos de maniobra sin AvtoVAZ por valor de 781 millones de euros y de una subida de las inversiones sin AvtoVAZ de 784 millones de euros.

A 31 de diciembre de 2018, el stock total (incluyendo la red independiente) representa 70 días de venta, frente a los 57 días existentes a fin diciembre 2017. Esta subida se explica por los bajos volúmenes de ventas del cuarto trimestre de 2018. Un dividendo de 3,55 euros por acción, el mismo que el año anterior, será expuesto a la aprobación de la próxima Asamblea General de Accionistas.

Perspectivas y objetivos

En 2019, el mercado mundial, así como el europeo, deberían permanecer estables (sin efecto de un Brexit duro) con respecto a 2018. A escala internacional, desde el Grupo Renault estiman que el mercado ruso debería crecer al menos un 3 por ciento y el mercado brasileño un 10 por ciento.

En este contexto, el Grupo Renault tiene como objetivos aumentar la cifra de negocio (a tasa de cambio y perímetro constantes), un margen operacional del Grupo del orden del 6 por ciento y un ‘free cash-flow’ operacional del Automóvil positivo.

 

Deja un comentario