Ten tu coche a punto para viajar en vacaciones

Nos hartamos de ver campañas en los medios de comunicación advirtiéndonos de la importancia de tener nuestro coche listo para las vacaciones. Sin embargo siempre termina por pasar algo. Nivel de aceite bajo, se acaba el agua de los limpiaparabrisas o saltamos a la carretera con las ruedas bajas de presión o más lisas que un sello.

Pronto llegará agosto, y con él la nueva hornada de viajeros estivales, queremos recordarte la importancia de viajar seguro y te damos las claves para tener a punto tu vehículo para comerse la carretera.

  • Si vamos a viajar con un bebé, en primer lugar debemos comprobar que nuestra sillita está homologada. El principal indicador de este aspecto es la referencia R44/04 que debe aparecer en la etiqueta correspondiente.A pesar de utilizar la sillita de bebé a diario, es recomendable controlar de vez en cuando que el anclaje se mantiene de forma correcta.
  • Tienes que tener en cuenta que para poner a punto un coche para ir de vacaciones, hay cosas que las puedes revisar tu y hay otras que las debe revisar tu mecánico.
  • De las cosas que puedes revisar y poner a punto tu son ;los neumáticos y estado de presión de los mismos, debes revisar muy bien los neumáticos que no estén gastados, que tengan el dibujo que les toca y finalmente debes comprobar la presión de todos los neumáticos, incluido el de repuesto.
  • Mira los niveles de los fluidos, para ello debes mirar que el nivel de agua del parabrisas esté correcto, mira el nivel de agua del radiador, el nivel del líquido de freno y finalmente debes comprobar el nivel de aceite del motor.
  • Comprueba que todas las luces de tu coche funcionen correctamente, pruébalas todas incluso las de niebla, nunca se sabe.
  • Finalmente, comprueba que llevas todos los papeles necesarios y toda la documentación del vehículo (seguro, ficha técnica, permiso de circulación del vehículo, tu permiso de circulación). Asegúrate también que llevas el chaleco homologado y los triángulos, solo es obligatorio en algunos países.
  • En general si vas a un taller mecánico de confianza y pides que te revisen tu coche por que te quieres ir de vacaciones, ellos te van a revisar el motor, las bujías, el estado de la correa de distribución, los frenos, que no estén gastados, los discos de freno, la batería (para ver si carga correctamente), los amortiguadores, la alineación y balance de las ruedas.

Recuerda estas instrucciones y la más importante; precaución al volante. Felices vacaciones.

Deja un comentario